Tonana: un dulce encuentro con la naturaleza, el amor y la vida en nuestras raíces ancestrales

Tonana: un dulce encuentro con la naturaleza, el amor y la vida en nuestras raíces ancestrales
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Platicar con Claudia Martínez es transportarse en la dulzura de su voz, en la sencillez de sus palabras, en la naturalidad de su personalidad única a momentos de descubrimiento de su propia esencia desde que inició su camino por la Música y el Canto a los 9 años de edad en el Conservatorio Nacional de Música hasta que Tonana aparece y la toma para sí, conduciéndola por los mágicos caminos de los cantos y las lenguas de nuestros pueblos indígenas.

Y una puede visualizar a esa chiquita participando en la Orquesta de Percusiones para niños, para luego estudiar Guitarra Clásica, a la edad de 12 años descubre el Canto Zapoteca y aprende canciones hermosas en esa bella lengua que se refieren a tan variados temas. Los Zapotecas cantan su cotidianidad, su cosmovisión, de acuerdo a elementos y situaciones se dan en la vida, como la vida misma. Más tarde comienza la carrera de Canto Clásico a los 18 años de edad en el mismo Conservatorio, y aunque disfrutó su aprendizaje y su tiempo ahí, sintió que su vocación se inclinaba más hacia nuestras raíces que hacia la ópera en sí.

En forma independiente ha grabado discos que aún no saca a la luz. En los inicios de su carrera como cantante lanzó en 1996 el disco Xquenda, con canciones zapotecas interpretadas en su lengua original. Anteriormente había recibido diversas ofertas de algunas casas disqueras que realmente no le convencieron, ya que su deseo era cantar música más libre, que tejiera muchos ritmos, que hablara de muchos temas y que fuera poética la forma de escribirla, el sincretismo, la fusión, la pluricultura le gusta mucho, disfruta adentrarse en temas que hablan de la vida de los otros así como” temas que son tratados en su escritura o música de tal manera que te arrebaten el alma o te quiten la respiración. El mundo para Tonana y Tonana para el mundo”.

En el Midem de 1998 en Cannes, Francia, fue presentada como revelación del World Beat, fue así que sus canciones grabadas en forma independiente fueron retomadas  y distribuidas por disqueras como Milan Records, Putumayo, Wimdham Hill Records y EMI.

En el año 2000 saca a la luz su segundo álbum titulado “Tonana”, donde musicaliza textos del poeta Chiapaneco Tsotzil Alberto Gómez Pérez, así como arrullos en Náhuatl, cantos afromestizos centrados en el ciclo de la vida y de la muerte incluyendo la musicalización y arreglos de la inspiración de la propia cantante y compositora, y de músicos talentosísimos con sorprendentes paisajes sonoros de gaitas, sarod, kalimbas, cuerdas y voces.

“Tonana” es un disco inspirado en la creación femenina, es un nombre que nuestra entrevistada piensa que nace de Tonatzin y de las nanas del otro lado del mar. Es así como surge Tonana como su nombre artístico, ya que manifiesta la esencia más íntima de la artista, que de acuerdo con sus propias palabras “Más que elegir y adoptar el nombre de Tonana (en Náhuatl significa “nuestra madre”) creo que éste me eligió a mí. Mi predilección por este nombre me hizo denominar de este modo a la productora con que me inicié en las lides discográficas. Tonana es un nombre ancestral de origen prehispánico, oriundo y elemental, tiene que ver con la tierra, con la fuente de la creación, con los valores fundamentales”.

Su tercera producción, en 2006, es llamada “Lazos”. Es un álbum mas ecléctico, abre sus brazos y su corazón a interpretaciones compartidas con músicos de otras latitudes. Es así como aparte de cantar en nuestras lenguas indígenas, musicaliza e interpreta al poeta Totonaca Jun Tiburcio, hace co-autorias con la Brasileña Monica Freire, con los músicos Haitianos Silvie Henri y Manuel Anglade, el Iraní Kaveh Parmas y el Africano Sal Sisokho. Producción altamente aclamada por la crítica especializada internacional.

Siguiendo con su quehacer creativo, en 2010 nace “Aguita de Tequila”, presentado primero en el Teatro de la Ciudad de México y en el cual hace una selección de temas que abarca la música popular Mexicana, la Tradicional y la de músicos mas eclécticos pero de mucha calidad, sin olvidar interpretar en lenguas uno de los temas. En este collage de profundas raíces Mexicanas y Latinoamericanas Tonana rinde homenaje a la tradición cultural y el folklore con la calidez, la frescura y la naturalidad de su propuesta vanguardista.

En Noviembre pasado Tonana festejó 3 décadas en la música con su presentación en el Teatro Helénico de la Ciudad de México donde interpretó “Con el Viento”, su EP (Extended Play), un himno al amor, al desamor, a la vida, a los encuentros fortuitos, a las despedidas y la gratitud por el proceso creativo que siempre salva y nutre. En este EP incluye autores diversos de distintas geografías como Joaquín Sabina, Pedro Guerra, Ángel González, Marta Gómez e Idan Raichel.

Siendo una artista reconocida mundialmente como una de las cantantes y compositoras Mexicanas más originales, que ha recorrido diferentes caminos de expresión musical y abierta a nuevos campos que fusionan las diferentes culturas en el lenguaje internacional de la música, se ha presentado en grandes escenarios no sólo de nuestro México, es altamente reconocida en Francia, Alemania, Haití, Brasil, Singapur, Tailandia y muchos países más, y no solo eso, participa en circuitos y festivales de diferentes ámbitos abiertos al corazón y mente, a todo aquello que signifique un alimento para el alma y el enriquecimiento cultural y espiritual.

La UNESCO declaró este 2019 como el Año Internacional de las Lenguas Indígenas, motivo por el cual Tonana se presenta en el Festival del Río, en Juchitán, Oaxaca interpretando cantos en Zapoteco. Igualmente se presentó en el Museo de Pintores Oaxaqueños (MUPO) con canciones de su primer producción discográfica. De acuerdo a las palabras de Tonana: “la lengua te conecta más con tus orígenes,  pero no es el motivo de mi canto, mi motivo fue el enamorarme de esas lenguas con su cosmovisión, sus sonidos, su posibilidad musical e interpretativa para mi voz y me parece fascinante expresarla con paisajes mas enriquecedores para mí como Mexicana”.

Y sin embargo, Tonana, con su amor profundo a sus raíces, extiende ese gran amor a todas las manifestaciones musicales que representan un fondo único y que nacen de situaciones conmovedoras de la condición humana como la Nueva Trova, el Jazz, el Blues, y una amplia variedad que signifique un canto a la vida, al cielo, al río, al mar, no sólo a la manifestación del amor entre los seres humanos sino al mundo que nos rodea, ese amor al entorno lo ha encontrado en los cantos indígenas por lo que en ellos siente una fluidez sutil y natural al interpretarlos.

Tonana es imparable, actualmente está terminando de afinar su próximo proyecto discográfico que incluye canciones de compositoras de diferentes nacionalidades atraída por el tema de la voz de la mujer en el arte.

Es toda una experiencia platicar con una maravillosa mujer que en su sencillez no se considera ni intelectual ni estudiosa de lo antropológico, y que sin embargo, con la dulzura de su voz, trasmite su amor a la cultura Prehispánica, y sobre todo a la vida, a la naturaleza y al cosmos.

Leave a Reply

avatar
  Subscribe  
Notify of