Razones para amar tu empleo

Razones para amar tu empleo
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Si nos detuviéramos un momento a pensar en qué actividades invertimos la mayor parte de nuestro tiempo, sin duda nuestro empleo, junto con dormir, encabezarían la lista.

Es por eso que nuestro empleo debería de estar dentro de las actividades que amamos y disfrutamos realizar, no en balde estamos dedicándole alrededor de 40 o más horas a la semana.

Desafortunadamente para muchas personas, en verdad, muchas, resulta muy complicado mantener una relación de amor y alegría con sus propios empleos, pues aún en la actualidad es muy raro encontrar a personas que aseguren tener el puesto de sus sueños.

Sin embargo, el que la mayoría de simples mortales como tú o como yo no tengamos el empleo del año no significa que no podamos sacarle provecho al lugar donde estemos y así lograr sentirnos a gusto, tranquilos e incluso contentos de tener un empleo.

Razones para amar tu empleo.

1. Agradece tener un empleo.

De cualquier manera, tener un trabajo es mejor que no tenerlo; así que aprende a disfrutarlo y a valorarlo, pues te aseguro que sencillamente en tu ciudad, hay muchas personas que desearían poder tener tu empleo.

2. Tener un empleo te permite ganar dinero.

De acuerdo, tal vez no tengas el gran salario, o todavía no ganes lo que realmente vales, sin embargo, tu salario actual, por muy bajo que sea, es mejor que nada porque te permite pagar tus cuentas y satisfacer tus necesidades.

3. Tu empleo puede ser un buen escape para los problemas cotidianos.

Todos tenemos problemas o situaciones difíciles que enfrentar en casa, piénsalo. Sin embargo, al tener un empleo puedes darte el lujo de desentenderte aunque sea por unas horas de tus problemas, ya que tu empleo siempre demandará tu atención al 100%.

4. Tener un empleo, puede ser en realidad, una buena forma de socializar.

Piensa, en tu lugar de trabajo, cuantas personas hay que son como tú, que tienen y viven situaciones similares a la tuya y que tal vez incluso compartan los mismos intereses.

5. Cualquier empleo te puede ayudar a crecer profesionalmente.

Definitivamente, tu empleo puede llegar a ser un eslabón más en el largo camino que tienes aun por recorrer, cosas que van desde adquirir experiencia hasta lograr escalar de puesto, sea cual sea el objetivo de ese empleo en tu vida, aprovéchalo.

6. Siempre podrás aprender algo nuevo.

Sin importar el tipo de trabajo que realices o el puesto que tengas, siempre hay algo nuevo que aprender o que mejorar.

Tal vez tu empleo no entre dentro de la lista de cosas que te apasiona hacer, no obstante, estoy casi segura de que, al tener ese empleo, te puede resultar más sencillo poder dedicarte a ese pasatiempo que tanto te gusta, aunque sólo sea por unas cuantas horas a la semana.

Así que por favor dejemos de quejarnos tanto de nuestros empleos y mejor agradezcamos el hecho de tener uno; y como consejo extra, para que la estancia dentro de nuestro lugar de trabajo sea menos incomoda y más llevadera, evita discutir con tu jefe y por supuesto, llevarte mal con tus colegas.

Hasta la próxima.

Leave a Reply

avatar
  Subscribe  
Notify of