Saltar al contenido
La Redacción

Norma Angélica Valenzuela Cázares: la tenacidad hecha mujer

1 octubre, 2019

Norma Angélica Valenzuela es una mujer tenaz de mucho empuje y garra para alcanzar sus sueños. Es conocida en el medio de la Danza, la Música y el Teatro como Norma Valenzuela / Angélica Cázares; amén de su talento destaca su don de comunicar y enseñar el arte de esas disciplinas culturales tanto en México como en Estados Unidos y España.

El largo camino de Angélica se forjó en el seno familiar. Su padre, el reconocido Maestro de Música Elías Valenzuela, dejó su ciudad natal, Nieves, Zacatecas, para instalarse en la fronteriza ciudad de Reynosa, Tamaulipas para ejercer su profesión, siendo esta localidad limítrofe con el sur de Texas el sitio donde habría de formar una numerosa familia de músicos en quienes inculcó una férrea disciplina y enalteció los valores humanos.

Los recursos en el hogar eran suficientes para que no faltará techo, comida, vestido y estudios pero no lo suficiente para ser destinados a actividades fuera de lo necesario, por ello la idea de invertir en clases particulares de danza, música y teatro, intereses muy arraigados en Norma Angélica, quedaba fuera de contexto.  Debido a ello, nuestra entrevistada optó por tener un título profesional y se graduó como Licenciada en Biología, incursionando en el ámbito laboral que le permitirían solventar sus estudios en el campo de las bellas artes.

De esta manera, siguiendo  su vocación mas intima, se aboco a prepararse con tesón  tomando una serie de cursos, talleres y diplomados tanto de Teatro como de Danza y Música que le llevaron a ejercer como Maestra de Educación Artística Musical en Secundarias Generales, actividad de la que se jubiló recientemente tras 30 años de servicio.

Angélica Cazares, con una solida disciplina, supo administrar su tiempo en el magisterio, realizando importantes proyectos culturales en el Estado de Tamaulipas y el sur de Texas, en los Estados Unidos, durante muchos años, camino que la llevaría a ser invitada a colaborar en la  Brass  Academy Aliante en España, importante institución de altos estudios musicales y considerada hoy por hoy la referencia de estudio en alientos metal en Europa,  aprovechando así su estancia allá para estudiar un Grado Superior en Pedagogía de la Danza en el Conservatorio Superior de Danza en esa localidad de prestigio internacional.

Ese amor por las bellas artes y su vocación pedagógica han llevado a Norma Valenzuela/ Angélica Cazares a una lucha inagotable por la superación en vías de la perfección tanto en la música como la danza y el teatro, esa pasión la ha impulsado a una continua preparación a través de cursos, diplomados, talleres, en que la teoría es aplicada simultáneamente siendo ella creadora y fundadora de diferentes movimientos culturales en su Estado natal y haciendo presentaciones de las mencionadas disciplinas tanto en Festivales Internacionales como Nacionales logrando grandes satisfacciones y numerosos reconocimientos a su labor.

Mujer tenaz y perfeccionista, no se ha dejado abatir por los obstáculos que ha encontrado en su camino, ella toma con sabiduría las experiencias y aplica su propia vivencia en resolver y superar las circunstancias llevando a buen término los objetivos que se proponga.

Gracias a lo anterior ha sido una incesante en su vida la necesidad de proyectar y difundir sus conocimientos aplicándolos en la creación de grupos de exploración de las artes con niños y jóvenes, laboratorios de creatividad y producción teatral siempre en búsqueda de la excelencia que le ha llevado, junto con sus alumnos a ser parte de grandes proyectos tanto en las escuelas mundiales de Ballet Clásico de Rusia como la Academia de Música en Alicante, España.

Esa inagotable vocación y su generosa capacidad de dar y compartir con sus alumnos el maravilloso mundo del arte ha llevado a la Maestra a la enorme satisfacción de sentir cómo se transforman los niños y jóvenes a los que instruye, cómo toca sus almas y cambia sus vidas, cómo, muchos de ellos, siguen sus pasos por las diferentes ramas del arte y ello llena su espíritu de emoción, porque con mucho entusiasmo y alegría comunica los logros de sus discípulos y los impulsa con su ejemplo a no cejar en el estudio y perfeccionamiento de su disciplina.

Angélica Cazares nos comenta en esta entrevista la gran alegría que siente al ver que una de sus alumnas, Alexsandra Varela Villarreal, obtuvo la Beca de Estudio para el Curso Russian Masters Ballet 2017, recibiendo especial mención por la Maestra Natalia Pavlicova, Directora del Conservatorio de Ekateremburgo, siendo una de las cinco seleccionadas entre más de 300 participantes para esta beca. En julio pasado se convierte en la primera jovencita de Reynosa, Tamaulipas, en pisar la prestigiosa Academia Vaganova de San Petersburgo, Rusia, este verano 2019, siendo de las 100 seleccionadas entre las más de 800 aspirantes.

La vida de Norma Angélica Cazares Valenzuela es una guía de luz, es una muestra palpable de que los sueños se pueden alcanzar, no en el sentido romántico de la expresión, sino a través de la lucha diaria, del aprendizaje continuo, de la aplicación de los conocimientos y de la proyección de sus propias experiencias en otros que le retroalimentan e impulsan a su vez a emprender nuevos caminos, a pesar de sus más de 30 años de labores culturales sigue en esa búsqueda de superación estudiando ahora para adquirir un Grado Superior de Pedagogía de la Danza en Alicante siendo una vez más motivo de inspiración para sus alumnos y seguidores.