Discoteca: álbumes nuevos de Ian Brown, Billie Eilish y Kaotiko

Discoteca: álbumes nuevos de Ian Brown, Billie Eilish y Kaotiko

Ian Brown

El ex Stone Roses exhibe falta de creatividad y no explica en este trabajo porqué acabó como el más prolífico de aquella extinta banda, pues su séptimo LP es tan desangelado que no es ni la sombra del poder que tuvo cuando emprendió su carrera solista.

Un par de temas se salvan, quizá, pero en general el disco es aburrido y sin variantes, lo que pareciera una colección de canciones que se quedaron rezagadas en la conjunción de anteriores maquetas.

Está claro que esperamos más de alguien que desarolló trabajos partiendo de un concepto, lo que aquí no se asoma ni en la portada.

Billie Eilish

El pop lúgubre de la angelina está ocasionando comportamientos que se habían perdido, con jóvenes escuchas consiguiendo álbumes físicos para escucharlos por completo. Difícilmente queden atrás estos tiempos del streaming con artistas soltando pieza tras pieza para armar el rompecabezas, pero en la propuesta de esta joven de 18 años se nota la idea de entender cada tema como un miedo o temor que conforman un todo.

Es por eso que estamos ante un trabajo lleno de personalidad, íntimo y que en cada pieza busca definir uno de los muchos aspectos que pueden conformar la identidad de un adulto joven, preocupado por llegar a la mayoría de edad y al mismo tiempo incapaz de afrontar nuevos retos cuando aún no ha podido superar añejas pesadillas.

Presumiendo un amplio registro es capaz de engancharnos en esta alta dosis de pesimismo juvenil.

Kaotiko

Rapidez y agresividad han caracterizado a esta banda española desde su aparición en la escena hace más de 20 años. Y el paso del tiempo no les resta velocidad ni entusiasmo, aunque sí nos pone a pensar que siguen en la misma tónica punk, lo que puede considerarse un estancamiento o un modo de preservar su esencia.

Crítica, ironía y energía se unen para presentar un disco breve pero directo, sin rebuscamientos. Por eso siguen siendo referente para aquellos que buscan el punk castellano más puro, ese que es sinónimo de un escupitajo a la cara para los aludidos y una aliento de frescura para los que no quieren sólo música “buena onda”.

Leave a Reply

avatar
  Subscribe  
Notify of